¿La fatiga de decisión te convierte en una pareja negligente? Aquí se explica cómo solucionarlo.